News

All News

“Esta Gran Visión” – Una nueva exposición

05.05.2013

Esta Gran Visión – Moshé Rosenthalis


Una nueva y excitante exposición se inauguró en el mes de marzo de 2013 en Beit Hatfutsot.
Moshé Rosenthalis (1922-2008), pintó cuatro cuadros monumentales (1978-1980), en los cuales muestra una narrativa visual de la historia del Pueblo Judío.


Beit Hatfutsot ha tomado sobre sí la responsabilidad de ofrecer estas pinturas al público israelí por primera vez. Su tamaño es enorme: seis metros de ancho por un metro y medio de altura. La exposición pretende mostrar los bosquejos, los diseños preliminares y dibujos que sirvieron a Rosenthalis para la preparación de este monumental trabajo. A través de ellos, los visitantes podrán seguir el fascinante proceso creativo de este artista israelí (proceso al que dedicó dos años de profunda investigación), en búsqueda de imágenes extraordinarias. La serie de temáticas de las pinturas, aunque parezca extraño decirlo, es un fenómeno raro en la historia del arte público israelí.


Los títulos de la serie siguen un orden cronológico:
• El Éxodo de Egipto.
• Desde la Inquisición hasta la inmigración judía a Palestina.
• Desde la Guerra de la Independencia hasta la colonización del desierto del Néguev.
• Jerusalén.
 

 

Las pinturas, encomendadas por el hombre de negocios Saúl Eisenberg para decorar la sala de reuniones del Beit Asia (La Casa de Asia), en Tel Aviv (1978), eran vistas sólo por un reducido número de ejecutivos que podían apreciar los trabajos de Rosenthalis, los cuales nunca fueron expuestos en público.



La comunidad artística israelí generalmente (y erróneamente), asume que la narrativa visual de los dogmas sionistas, automáticamente, apunta a trabajos comisionados y dictados por la clase política. Consecuentemente, este pensamiento presupone que el artista, responsable por la ejecución de los trabajos, sucumbe ante los dictados del patrón que le encargó dicho trabajo.


En contraste, el concepto narrativo de la Historia del Pueblo Judío que presenta Rosenthalis en sus pinturas, fue totalmente concebido por él, sin intervención alguna, ya sea por parte de Eisenberg que encargó el trabajo, o por cualquier otra persona. El artista concibe el comienzo de la historia judía a partir de los Diez Mandamientos recibidos por Moisés en el Monte Sinaí y otorgado a los israelitas; él visualiza la etapa final, en el emprendimiento sionista de la colonización del desierto del Néguev y la ciudad de Jerusalén después de 1967. Su profundo conocimiento de la cultura y la tradición judía, le permitió llegar a una amplia gama de motivos visuales e imágenes.


Las cuatro pinturas de la Historia del Pueblo Judío son, sin duda, el diamante en la corona de la obra artística de Rosenthalis, tanto realista como abstracta; ellas reflejan el vigor del artista y su pericia artística. Tímido y oculto por décadas, debido al dominio de lo abstracto en la comunidad artística israelí durante las décadas de los 1960s y 1970s, la reaparición de la serie en estos días significa un evento artístico fascinante. Rosenthalis se adelantó a su tiempo al crear su percepción visual de la experiencia israelí. La exposición pública de estas pinturas, que posteriormente se tornarán parte de la exhibición permanente del Beit Hatfutsot, es un acontecimiento largamente esperado, por el significado de esta monumental obra visual del texto histórico.


La exposición se lleva a cabo con la colaboración de la Casa Rosenthalis.


Curador: Alec Mishory; Promotor de la Exposición; Avner Rosenthalis; Directora del Departamento de Curaduría: Semadar Keren.